Compuesta por delicadas esferas exfoliantes de semillas de damasco molida, se logra remover las células muertas y dar luminosidad a la piel. Aplicar en seco en manos, cuerpo y pies 1 o 2 veces por semana. No necesita enjuague. Al ser en crema, esta se absorbe y deja hidratada la piel y luego se sacuden (o se pueden remover con una toalla seca) las semillas de damasco. 

• No testeado en animales

• Productos libres de parabenos   

CREMA EXFOLIANTE CORPORAL SIN ENJUAGUE

10.900,00$Precio